No voy a extenderme mucho en el análisis del partido, ya que he vuelto a ver lo mismo que llevo viendo en estas dos últimas temporadas.

El Barça domina y domina los partidos, y como dice Ferguson te puedes dormir con tanto dominio pero en el fútbol o marcas goles o no ganas y ahí está el kid de la cuestión.

En muchos partidos de esta temporada el juego se ha basado en dársela a Messi y el ya se inventará algo, pero cuando el argentino no responde el resto del equipo está romo en ataque.  A día de hoy, son ya cuatro los partidos que lleva el Barça sin marcar un gol.

Creo que la derrota servirá para hacer una limpia en el vestuario, de jugadores y también de cuerpo técnico.  Savia nueva que ayude al club a volver a encontrar la senda de los triunfos, que evite el acomodamiento de ciertos jugadores.

Volviendo al partido, el Manchester aprovechó la primera oportunidad de que dispuso (por un error infantil de Zambrotta) y luego ya jugó al contragolpe, como les gusta.  El Barça por su parte mostró actitud y quizás es lo más triste ya que llevan dos años jugando al tran tran y cuando llega un partido importante parece que si les motiva e intentan mostrar un nivel que en la liga no se ha visto.

A partir de ahora habrá que estar atentos a las noticias que se vayan sucediendo, ya que comentan que antes del partido del Valencia puede haber “novedades”.

Anuncios